Archive for 7 mayo 2009

FIESP prometió a la UIA que no invadirán sectores en que Argentina es autosuficiente

mayo 7, 2009

Durante una cumbre realizada ayer en la sede de la Federación de Industrias del Estado de Sao Paulo (FIESP), el titular de esa entidad, Paulo Skaf, prometió al presidente de la Unión Industrial Argentina (UIA), Héctor Méndez, que los empresarios del país vecino no intentarán ganar los mercados abastecidos por firmas locales.
Skaf aseveró ayer que “los brasileños no intentarán invadir los sectores en que Argentina es autosuficiente” pero aclaró que los empresarios de su país “no admitirán preferencias para terceros países en los sectores en que se precisa importar para completar su abastecimiento”.
En diálogo con Buenos Aires Económico, Méndez confirmó las declaraciones públicas de Skaf y no ocultó su inmensa satisfacción. “Significa que los empresarios brasileños no se meterán en nuestro mercado, si producimos los diez productos que consumimos en el país; lo que nos piden es que el producto número once se lo compremos a Brasil y no a otro país”, graficó el también empresario del plástico.
Aunque versiones periodísticas dieron cuenta ayer de un supuesto acuerdo entre Skaf y Méndez en torno a que la base de la regulación del comercio deberían ser los cupos y no las licencias de importación, el presidente de la UIA negó tal especie.
“No es cierto, no hubo ninguna clase de acuerdo. Hubo un entendimiento en general en que de esta situación se sale en conjunto y sin controversias. Pero yo no rechacé las licencias no automáticas ni ninguna medida de control”, afirmó Méndez, quien se manifestó esperanzado en la cumbre con la presidenta Cristina Fernández la próxima semana.
“Espero se concrete para la semana que viene porque queremos profundizar la agenda; y luego vamos a visitar a los ministros”, narró el titular de la central fabril.
Méndez se encuentra en el país vecino por cuestiones de negocios vinculadas a su actividad como empresario del plástico y aprovechó para tomar contacto con Skaf para discutir la situación del comercio bilateral.
Sobre el nivel de conflicto entre empresarios nacionales y de Brasil, Méndez consideró que “sólo se ven en 10 ó 12 sectores sobre un total de más de cien, con lo cual no es un universo muy grande. Somos inteligentes de los dos lados y vamos a encontrar las soluciones”.

BILATERAL. En este marco, en dos semanas comenzará la cuarta ronda de empresarios de sectores sensibles de ambos países, que tendrá a San Pablo como sede, y contará con la presencia de funcionarios de ambos gobiernos.
Vale destacar que ya se cerraron acuerdos para baterías de autos, lácteos y papeles. La Argentina volvió en abril a tener un saldo comercial positivo con Brasil por segundo mes consecutivo, al registrar un superávit de 32 millones de dólares, objetivo que se consiguió a costa de una caída del 36 por ciento del intercambio.
Al término de la tercera ronda de reuniones de representantes de sectores privados de Argentina y Brasil monitoreadas por los dos gobiernos, los fabricantes de baterías y papel de ambas naciones lograron acordar cupos de exportación.
El resto de los sectores involucrados -muebles de madera, frenos y embragues, máquinas-herramienta, leche en polvo, harina de trigo y calzado-, avanzaron en las negociaciones, pero no concluyeron aún sus discusiones y pactaron el nuevo encuentro en Brasil.
En el sector baterías quedó listo para formalizar un acuerdo por el cual Brasil se comprometió a exportar hacia Argentina 850.000 unidades durante el año, de las cuales 300.000 estarán destinadas a las terminales automotrices y el resto llegará al mercado de reposición.

FRANCISCO MARTIRENA AUBER

BAE

El sector lácteo acordó cupos y precios mínimos en exportación a Brasil

mayo 6, 2009

El Centro de la Industria Lechera de Argentina prometió a los productores de Brasil no exportar a ese país leche en polvo a precios inferiores a los del mercado internacional, indicados por el Departamento de Agricultura de los Estados Unidos (USDA), actualmente en un valor cercano a 2.200 dólares.
Así lo destacó la Agencia Estado de San Pablo, que remarcó que la Argentina también aceptó la propuesta de Brasil para reducir sus exportaciones de leche en polvo para el mercado brasileño por 2.500 toneladas por mes, de abril a diciembre de este año.
“La Argentina se ha comprometido a cumplir con un precio no inferior al que publica el USDA en base a la producción de Oceanía, y el envío de las exportaciones no podrá ser superior a la media en los últimos cinco años, que fue 21.956 toneladas”, señaló el presidente de la Cámara de la Leche de la Organización de Cooperativas de Brasil (OCB), Vicente Nogueira Netto. A su criterio, las barreras contra las importaciones brasileñas de leche por medio de licencias no automáticas se mantienen, pero no tendrá efecto en la lechería argentina “siempre y cuando cumplan el acuerdo”.
El convenio, de esta forma, tendrá un control voluntario de los dos países a través de un comité que se reúne el 2 de junio próximo en la Federación de las Industrias de San Pablo, según explicó el empresario brasileño.
La semana pasada, tras el tercer encuentro de negociaciones, el sector lácteo había admitido un avance, pero seguían negociando el precio mínimo de exportación de la Argentina hacia Brasil. En esa oportunidad, desde Brasil se había aclarado que no tomarían medidas extraordinarias más allá de monitorear precios y cantidades.
En tanto, muebles de madera, frenos y embragues, máquinas herramientas, harina de trigo y calzado se seguirán negociando en Brasil a mediados de este mes. Según los funcionarios argentinos, las negociaciones en las empresas de ambos países de máquinas y calzado están muy avanzadas y en pos de llegar a un acuerdo bilateral.
La cuarta ronda tendrá lugar en poco más de diez días. Los funcionarios de ambos países aspiran a que estos acuerdos permitan revitalizar el comercio bilateral, que mostró caídas de casi el 50% en los primeros meses de este año.
A partir de marzo comenzaron a verse signos de recuperación que, según la consultora Abeceb.com, se vieron frustrados en abril con un deterioro mayor del lado de las importaciones, con una caída superior al 40%, mientras que en las exportaciones la caída interanual se acercó al 10 por ciento.
Bae 6 de mayo

Acuerdan cupos con Brasil

mayo 4, 2009

Empresarios de la Argentina y de Brasil comenzaron a cerrar anteayer los primeros acuerdos para limitar voluntariamente el intercambio de productos, luego de la tercera rueda de negociaciones que se llevó a cabo en Buenos Aires.

Los primeros sectores en los que se logró un entendimiento fueron los de baterías para autos y de papeles, mientras que los productores lácteos lograron importantes avances en la negociación. En cambio, no se llegó aún a un acuerdo en los sectores de muebles de madera, frenos y embragues, máquinas herramientas, leche en polvo, harina de trigo y calzado. Los empresarios seguirán negociando en Brasil a mediados de este mes.

El Ministerio de Producción informó que en baterías Brasil se comprometió a exportar a la Argentina 850.000 unidades durante el año, de las cuales 300.000 estarán destinadas a las terminales automotrices y el resto llegará al mercado de reposición.

“Los gobiernos estamos garantizando que los sectores privados acuerden pautas de comercialización que sean compatibles con el nivel actual del mercado interno y, fundamentalmente, que nos permitan mantener el nivel de empleo local”, dijo el subsecretario de Política y Gestión Comercial, Eduardo Bianchi.

El acuerdo en baterías fue saludado por la Asociación de Fábricas Argentinas de Componentes (AFAC). “Ellos pedían poder exportar 1.050.000 baterías al año y nosotros ofrecíamos 700.000. Después de una larga negociación se llegó a las 850.000, que es un número mucho más bajo que las 1.285.000 baterías que se importaron en 2008”, contó el gerente general de AFAC, Juan Cantarella.

Por otro lado, la Asociación Fabricantes de Celulosa y Papel de la Argentina y Bracelpa, de Brasil, establecieron un cupo de exportación de 50.000 toneladas por año que deberán cumplir los brasileños. En ese caso, fue una renovación del convenio firmado originalmente por ambos sectores en 1999.

Respecto de los lácteos, se negocia un monto mínimo de exportación de leche de la Argentina a Brasil. Luego de la decisión de Brasil de aplicar licencias no automáticas a la importación de leche en polvo argentina, industriales del sector y funcionarios de la Secretaría de Agricultura y Cancillería se reunieron con sus pares brasileños para destrabar el conflicto.

Brasil había impulsado esa medida después de que, según argumentaron funcionarios de ese país, el ingreso de leche en polvo argentina pasó de 5000 a 10.000 toneladas en marzo y dos empresas medianas del sector realizaron hace unos meses ventas a 200 dólares por debajo del precio del mercado internacional.

Según una fuente del sector, en la reunión los industriales argentinos ofrecieron autolimitarse en sus exportaciones a 3000 toneladas por mes, casi 50% menos que los últimos meses, con un valor no menor que US$ 2100 dólares, precios actuales del mercado. Por su parte, los funcionarios brasileños quedaron en contestar, pero adelantaron que en esas condiciones las licencias serían otorgadas rápidamente.