“Mercosur no será instrumento ideológico de ningún gobierno”

“El respeto a la democracia es un principio muy importante para los que son y quieren ser socios del Mercosur”. La premisa proviene de Eduardo Azeredo, presidente de la Comisión de Relaciones Exteriores y Defensa del Senado de Brasil, quien aseguró que el ingreso de Venezuela al bloque pasa por “un momento complejo”.

“No hay problema en cuanto a Venezuela. Todos concordamos en que es un país importante que va a colaborar para que Mercosur sea más fuerte, la discusión se da con relación al momento: con Chávez o después de Chávez, porque él es un ‘complicador’ que tiene características que no permiten una separación entre su país y su figura, porque es un gobernante personalista”, dijo Azeredo en una entrevista con el El Universal.

El pedido de adhesión de Venezuela al Mercosur fue aprobado en una cumbre del bloque celebrada a mediados de 2006, con la aceptación de los cuatro socios fundadores, Argentina, Brasil, Paraguay y Uruguay, pero sólo ratificado por los parlamentos de Argentina y Uruguay.

El pasado nueve de julio el Senado brasileño devolvió al embajador venezolano en Brasilia, Julio García Montoya, una carta enviada por fax en la que el diplomático criticaba la demora del Congreso de ese país en ratificar el acuerdo de adhesión de Venezuela como miembro pleno del Mercado Común del Sur (Mercosur).

Azeredo, un figura importante en el Senado y miembro del Partido de la Social Democracia Brasileña (PSDB), opositor al presidente Luiz Inacio Lula da Silva, aseguró que la carta fue devuelta porque “tenía términos inapropiados”, además de que la idea era que el embajador García Montoya participara en un debate, “pero esa misiva ha dejado un precedente que tomaremos en cuenta”.

En el texto del embajador, el cual buscaba justificar su ausencia, García Montoya criticó a los senadores brasileños de “limitar la discusión (sobre el ingreso de Venezuela al Mercosur) y el análisis del tema a un juego de intereses de particularísima condición política”.

Sobre este aspecto, Azeredo le recordó al presidente Hugo Chávez que “debe respetar al Senado de Brasil” y que las discusiones de ingreso “son económicas y no ideológicas”, por lo que los debates están centrados en la realidad venezolana y lo que representa el país para Mercosur.

Interrogado sobre la situación política venezolana y las denuncias contra el presidente Chávez por sus ataques a la oposición, el político brasileño dijo: “Existe mucho temor porque el control de la prensa debilite la democracia… conocemos la situación de Globovisión, por eso la posición de Brasil es cautelosa y temerosa, aunque nos preocupa porque es un país vecino”.

Azeredo, consciente del peso económico que tiene este bloque para el mundo, aclaró que, a pesar de “su evidencia -también- como bloque político, no debe ser usado para proyectos personales o ideológicos, lo que queremos es independencia y buenas relaciones con otros países, sean EEUU, Rusia o China”.

FUENTE: El Universal

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: