Gobierno logró firmar cinco acuerdos en su gira china

El titular del organismo encargado de la certificación sanitaria de China AQSIQ, Zhi Shuping, firmó cinco acuerdos históricos en carnes, cebada, lácteos, manzana y bambú con el ministro de Agricultura, Julián Domínguez. «Nunca en la historia de China hemos firmado cinco acuerdos como lo hicimos con el ministro de Agricultura argentino», aseguró el funcionario chino.

Shuping señaló que «la carne vacuna y la cebada pueden entrar a China, lo cual significa mucho para la Argentina y también para nuestro pueblo, que puede consumir de estos productos», mientras agregó que el acuerdo de importación y exportación mutua de lácteos, «va a beneficiar a ambas naciones».

Como parte de su gira, Domínguez se reunió con su par de China, Han Changfu, y con el ministro de la Administración Estatal de Granos, Nie Zhenbang, quien aseguró que «la tendencia de las importaciones de soja y aceite desde la Argentina no cambiarán en el largo plazo».

El ministro argentino afirmó que «este año ha sido extraordinario para la formalización de acuerdos. La Argentina quiere ser parte del nuevo escenario mundial determinado por la demanda de alimentos. Buscamos ser un proveedor confiable y abrirnos al mundo con mayor valor agregado».

Domínguez destacó que la Presidente «asignó priorizar esta relación y nosotros estamos muy contentos de materializar este vínculo que genera nuevas posibilidades de producción, ya que la carne argentina no se circunscribe a un solo mercado, lo cual asegura una oferta exportable con mayor valor».

Además, en el encuentro con el ministro Zhenbang, de la Administración Estatal de Granos, Domínguez recordó que el organismo chino «es el responsable, desde el punto de vista comercial, de las importaciones de dos productos argentinos estratégicos: el poroto y el aceite de soja», y agregó que la relación con China tiene un «interés vital para la Argentina», al destacar al país asiático como segundo socio comercial y el primer mercado para los productos agrícolas.

Objetivo

La Argentina es el tercer proveedor de China, luego de Estados Unidos y Brasil, y desea convertirse en «un proveedor alternativo desde el Hemisferio Sur para el maíz», cuyo excedente exportable este año superará los 18 millones de toneladas.

Domínguez también alentó un acercamiento entre el mercado de Dalian (China) y los de Rosario, Buenos Aires y San Pablo (Brasil), «para contrarrestar el peso de Chicago en la formación de precios internacionales de los granos».

Zhenbang, a su vez, ratificó las «perspectivas de cooperación futura», debido a que la producción de granos en la Argentina es creciente, mientras China prevé mantener la demanda de oleaginosas y aceites vegetales.

El funcionario chino destacó que los «incidentes con el aceite de soja no afectan el comercio», y como ejemplo de ello mencionó que las compras chinas de soja argentina alcanzan, en lo que va del año, a 10 millones de toneladas, frente a los 3,7 millones del año anterior.

Según el funcionario chino, su país continuará requiriendo granos porque «a pesar de ser la segunda economía del mundo, nuestro producto per cápita está aún por debajo de los primeros cien países, y tenemos desequilibrios en el desarrollo y zonas con pobreza, por lo cual el Estado debe aumentar la inversión».

FUENTE: Cronista Comercial

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: