Vuelven a importar equipos agrícolas

Aunque con cuentagotas, después de casi tres meses, el Gobierno volvió a autorizar licencias no automáticas para la importación de maquinaria agrícola. En paralelo, para conseguir la aprobación de más permisos, las empresas multinacionales del sector están acelerando la elaboración de planes para cumplir con dos de las exigencias impuestas por el Ministerio de la Industria, que conduce Débora Giorgi: sustituir importaciones por exportaciones y tener equipos con producción realizada en la Argentina.

Según pudo averiguar LA NACION, a la empresa John Deere le acaban de otorgar licencias para la importación de 151 cosechadoras. Se trata de los primeros permisos que vuelve a conceder el Gobierno. “La aprobación a John Deere [para ingresar cosechadoras] fue por nuestra exportación de motores”, comentó un alto ejecutivo de esa empresa.

En rigor, en línea con la mayor producción local que reclama el Gobierno, John Deere apunta a incrementar en cuatro años en más del 50% su fabricación de motores para tractores y cosechadoras que hace en Granadero Baigorria, Santa Fe.

Pero, además, la empresa también está apuntando a un programa de desembolsos. “Estamos estudiando presentar un plan de inversiones”, indicó el ejecutivo. Una versión que circula es que podría hacer una línea de tractores en el país.

Según informó una fuente del sector, todas las empresas multinacionales están negociando con el Gobierno la habilitación de más licencias. Para ello, están proponiendo planes de sustitución de importaciones por exportaciones y avanzar en líneas de producción local. De hecho, en los próximos días, autoridades internacionales de Agco, otra multinacional de la maquinaria, se van a reunir con Giorgi. Trascendió que le van a presentar una propuesta para tener una mayor participación directa en la fabricación e incrementar la producción con más componentes nacionales. En la actualidad, la marca Agco Allis, del grupo Agco, tiene una línea nacional con siete modelos. Cinco de ellos poseen un 80% de fabricación nacional, y los otros dos, un 40 por ciento.

Por otra parte, circula la versión de que la alemana Claas, que entre otros productos importa cosechadoras y picadoras de forraje autopropulsadas, buscará colocar en Europa una mayor exportación de cabezales girasoleros, utilizados para la cosecha de girasol.

Producción local
También viene trascendiendo con fuerza que Case-New Holland, del grupo Fiat, está por presentar un plan para tener una producción local de algunos equipos.

“Casi todas las empresas están negociando con el Ministerio de la Industria por la habilitación de las licencias no automáticas”, dijo una fuente del sector.

Mientras tanto, trascendió que, sin nuevos permisos, hay empresas que se van quedando sin stock y que a los concesionarios de las empresas se les presenta la paradoja de tener clientes, pero no productos para vender.

FUENTE: La Nación

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: