Aumenta la tensión con Brasil por los controles a las importaciones

Las trabas a las importaciones impuestas por el Gobierno volvieron a ser motivo de fuertes tensiones con Brasil en las últimas horas, a raíz de severas críticas realizadas por los empresarios de ese país frente a los impedimentos para exportar productos a la Argentina. Las presiones de la dirigencia industrial paulista fueron tan importantes que motivaron la intervención del gobierno de Dilma Rousseff.
Según manifestó el ministro de Comercio e Industria de Brasil, Fernando Pimentel, en declaraciones a medios brasileños, recibió denuncias de los sectores exportadores indicando que la Argentina no cumple el plazo de 60 días para otorgar las licencias no automáticas y, por otro lado, pone trabas a la liberación de mercancías en la Aduana
Frente a esta situación, le envió una carta a la ministra de Industria, Débora Giorgi, en la que le pidió que “adopte las medidas necesarias para el cumplimiento de lo combinado a comienzos de año”. De todas formas, también afirmó que esperará hasta el fin de semana para ver si se produce algún cambio. Evitó así adelantar medidas que podría adoptar Brasil en represalia al considerar que “siempre hay que darle un crédito de confianza al gobierno argentino”.
“Queremos defender a nuestros exportadores y que la Argentina adopte medidas acordes a la relación que tenemos con ellos, pero no podemos dejar de mencionar que el saldo de la balanza comercial es positivo para nosotros”, se sinceró Pimentel.
Desde la cartera industrial, en tanto, adjudicaron esta nueva arremetida brasileña al lobby de sus industriales, al tiempo que negaron que Giorgi haya recibido una carta de Pimentel. Fuentes cercanas a Giorgi agregaron que “tampoco la embajada de Brasil hizo ninguna queja” al respecto.
A su vez, remarcaron que las quejas respecto de la imposibilidad de ingresar productos a la Argentina “lo único que hacen es amplificar cuestiones menores que ponen por delante el interés de unos pocos por sobre un flujo comercial creciente”. Por otra parte, aprovecharon para contraatacar al plantear que la industria argentina tiene reclamos históricos sin resolver respecto de las restricciones en el mercado brasileños, que en todos los casos significa una real imposibilidad de acceso. “En muchos productos –precisaron– nos han relegado del mercado”.
A modo de ejemplo, en el Ministerio citaron los casos de biogénesis Bagó, que tardó 10 años para que le autoricen a inscribirse en el registro de agroquímicos de Brasil y poder ingresar al mercado; Iveco, que espera hace tres años para ingresar con sus camiones a ese país porque no consigue que sean financiados; el laboratorio Rizobacter, con sus demoras de cuatro años para que le aprueben el ingreso de un inoculante, entre otras firmas.
Esta estrategia defensiva del gobierno de Cristina Fernández se enmarca en un escenario de fuerte déficit comercial con Brasil, que en 2010 superó los u$s 4.000 millones. El resultado se había equilibrado durante la crisis, pero el año pasado volvió a ser negativo para la Argentina y este año se está incrementando. En abril, por ejemplo, las exportaciones brasileñas al país fueron las más altas en lo que va del año –u$s 1.760 millones– y el acumulado de las compras argentinas a su socio comercial asciende a los u$s 6.532 millones, equivalentes a un 35% más que en el mismo período del año pasado.
Funcionarios de ambos países se reúnen periódicamente en el marco de la comisión bilateral de seguimiento del comercio, pero en Industria precisaron que aún no hay fecha para un nuevo encuentro.

Fuente: el cronista

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: