Posts Tagged ‘dolares’

Advierten que el BCRA pone en jaque al comercio exterior al entregar pocos dólares

agosto 12, 2015
12.08.15
En la jornada de ayer, el BCRA disminuyó la entrega de dólares a importadores y sólo le entregó a aquellos que podían netear esas divisas con las exportaciones

Hoy estuvo prácticamente paralizado el comercio exterior, ya que el Banco Central sólo entregó dólares a los importadores muy a cuentagotas a quienes neteaban con exportaciones. El cliente iba al banco comercial con la DJAI aprobada y le decían que el BCRA no le había habilitado los dólares, y muchas empresas necesitan esos insumos para poder cumplir con licitaciones”, advierte Miguel Ponce, director del Centro de Estudios para el Comercio Exterior del Siglo XXI.

El runrún en el sector era que todos querían sacar sus impos antes del 15, porque había un temor en el ambiente que desde la semana próxima el gobierno se pondría más duro para cuidar las divisas, pero según cuentan esto se adelantó. El comentario que circula de boca en boca es que la autoridad monetaria tendría intenciones de recuperar la cantidad de divisas vendidas antes de las PASO, por lo que se prevé que esta semana continúen cerrando el grifo.

Marcelo Elizondo, titular de la consultora DNI, coincide con esta visión: “Los límites están esencialmente en el Banco Central. Aun concedida una DJAI, luego el importador debe acceder a dólares para pagar la importación. Y en este plano hay muchos limites. Se estima que el BCRA adeuda unos u$s 6500 millones a importadores para pagar operaciones que ya fueron autorizadas y luego concretadas”.

Ponce revela que ahora se produce, por primera vez, un triple accionar en forma simultánea: “La Secretaría de Comercio no está aprobando las DJAIs, el BCRA no entrega los dólares y la Aduana pasa a canal rojo más del 20% de los productos que ingresan (cuando esta cifra solía ser menos del 7%), que deben ir a revisión total con veedores”.

Incluso, muchos socios de la Cámara de Importadores llamaron a la entidad por la cantidad de ADOs recibidas. Las ADOs es como se conoce en la jerga a las alertas de operaciones, que es cuando frenan el ingreso de mercadería porque deben pasar por el canal rojo.

Elizondo subraya que las DJAIs con más problemas son las que solicitan operaciones por más montos: máquinas y aparatos (bienes de capital), y piezas y partes (para armando o reposición) son las que pueden llegar a montos mayores. Son importaciones de manufacturas de origen industrial que, si no ingresan, afectan a la producción industrial”.

A modo de comparación, el cupo para las once terminales automotrices es de u$s 231 millones mensuales, cifra que representa apenas el 50% de lo otorgado por dólar ahorro en las siete primeras ruedas de agosto.
En rigor, las importaciones de junio cayeron de u$s 6500 a u$s 5800 millones, mientras en el ambiente se dice que las de julio podrían caer por debajo de los u$s 5000 millones, ya que en las industrias se notan faltantes de insumos para la producción, pues el 80% de lo que se importa son piezas indispensables para la actividad industrial.

En este escenario, nadie se atreve a rechazar las DJAIs por escrito, sino que la demoran, no las responden, o aparecen DJAIs observadas. En el banco comercial, cuando el cliente va con la DJAI aporbada, le piden que pase la semana siguiente, y luego la otra, y así sucesivamente, y por lo bajo confiesan que el BCRA aún no le dio los dólares, porque está privilegiando a los ahorristas con cupo AFIP.

Ante esta problemática, las empresas están pensando qué hacer con su política de reposición, porque no sabe si podrán reponer la mercadería al valor que lo están vendiendo al público, entonces por las dudas se cubren aumentando los precios, los que genera inflación.

Anuncios

Las automotrices reclaman más dólares, pero el Gobierno no les abre el grifo

julio 7, 2015
Las terminales tienen u$s 160 millones por mes para importar, más otros 70 para producir modelos en el país. Piden, al menos, otros 100 millones, pero no les ampliarán el cupo

El Ministerio de Economía ya distribuyó el total de las divisas destinadas a ampliar los cupos para importadores entre distintos sectores demandantes de dólares y excluyó a las automotrices del reparto. Las terminales demandaban entre u$s 100 y u$s 140 millones mensuales más para poder llegar a producir 600.000 autos este año.

De acuerdo con fuentes oficiales, el Palacio de Hacienda y el Banco Central acordaron ampliar el cupo de dólares para “impulsar el crecimiento”, pero con un tope para no afectar el nivel de reservas. Axel Kicillof y Alejandro Vanoli definieron ese stock de dólares disponibles para el trimestre y el ministro decidió repartirlo entre las ensambladoras de Tierra del Fuego, el sector petroquímico y otros demandantes de billetes. Las automotrices quedaron fuera.

Así, el 26 de junio el Gobierno anunció la ampliación del cupo a las fábricas fueguinas de u$s 233 a u$s 300 millones mensuales. Otros sectores menos demandantes de divisas también recibieron un incremento en su disponibilidad del orden del 30%.

El sector automotriz tiene u$s 160 millones mensuales para importar. Semanas atrás, las terminales comenzaron a instalar la necesidad de ampliar ese cupo, en momentos en que la producción y las ventas locales parecen haber tocado fondo tras meses de caída. “Si no nos liberan más dólares, vamos a tener un mercado de menos de 600.000 unidades”, aseguró hace unos días la presidenta de la Asociación de Fabricantes Automotores (Adefa), Isela Costantini.


“Nos venden u$s 160 millones por mes, pero necesitamos u$s 260 millones. No alcanza”, agregó la también CEO de General Motors para Argentina, Paraguay y Uruguay.


En rigor, las terminales reciben u$s 230 millones: son u$s 160 para importar autos y autopartes y otros u$s 70 millones destinados a producir nuevos modelos. El resto de las divisas que necesitan deben conseguirlas por su cuenta.

También deben saldar deudas con sus casas matrices. En los primeros meses del año, el consolidado disminuyó. El grupo de 11 marcas que fabrican en el país tienen una deuda acumulada de alrededor de los u$s 2000 millones, indicaron fuentes sectoriales.

Costantini apuesta a lograr vender este año 600.000 unidades, pero otras voces del sector piensan que no se superarán las 580.000. Adefa se había propuesto vender 680.000 autos a comienzos de año.

Las autoridades de las 11 marcas que fabrican en el país -Honda, Renault, Ford, GM, PSA Peugeot-Citroen, Fiat Chrysler, Iveco, Mercedes Benz, Scania, Toyota y Volkswagen- mantienen reuniones en Economía, principalmente con el secretario de Comercio, Augusto Costa. Llevan los datos que habitualmente pide el Ministerio (producción, exportación e importación) y tratan de persuadir a los funcionarios para que les liberen más dólares.

Existe la esperanza que los u$s 160 millones sean el piso y que nos den algo más. La caída de Brasil se está haciendo notar y no hay más que mirar los datos de exportación”, explicó una fuente del sector automotriz. Las ventas al país vecino cayeron 30% interanual y representan el 80% de las exportaciones. Esa caída hace que en el sector tengan problemas para hacerse de dólares propios.

“El cupo ya fue otorgado. Puede haber más, pero habría que generar un mayor ingreso de divisas. Además, las automotrices vienen muy duras a negociar”, indicó una fuente oficial.

Alivio

La semana pasada, el Gobierno alivió el impuesto a los autos de media y alta gama al elevar 15% la base imponible del 0 KM. Además, estableció alícuotas diferenciadas para autos nacionales e importados, algo que podría traerle problemas con Brasil y México, con quienes se firmaron acuerdos recientemente, y demandas ante la Organización Mundial de Comercio (OMC). Con el nuevo esquema, la primera escala establece que los 0 KM con un precio a público entre $ 330.000 y $ 455.000, pagan un 10% si son nacionales y un 30% si son importados.

Por cada dólar que va a ahorro se restringen dos para importaciones

mayo 19, 2015

La dolarización de los argentinos le restó aire a la industria, que lleva 21 meses sin levantar cabeza.

16/05/2015

http://linkis.com/www.perfil.com/econo/NLHCK

0516_divisas_g

En épocas de escasez de dólares, las compras para ahorro y viajes compiten con los ‘verdes’ que se destinan a la producción. Y en los últimos meses, la dolarización de los argentinos le restó aire a la industria, que lleva 21 meses sin levantar cabeza.

Desde que se habilitó el cupo para la compra de dólar ahorro, el Gobierno destinó más de US$ 5 mil millones –junto con las ventas de dólar turista–. En el mismo período, las importaciones cayeron US$ 10 mil millones, es decir, el doble de lo que se destina al atesoramiento.

En enero de 2014 la venta de dólar ahorro llegó a US$ 95 millones. Hasta ayer, mayo acumulaba compras por US$ 300 millones. Abril cerró casi al borde de los 500 millones, con U$S 495 millones, 275% más que en el mismo mes del año anterior. De acuerdo con los datos de la AFIP, esa aceleración de los ingresos lleva a que el acumulado desde que se abrió el grifo sume US$ 5.172 millones, que junto con el total de dólar para viaje (US$ 678 millones)asciende a US$ 5.850 millones, lo que supera todo lo que se exportó en cereales durante el 2014, por ejemplo (las ventas al mundo fueron de 5.614 millones, según el Indec).

El uso de los dólares formó parte del debate entre economistas que representan a los precandidatos presidenciales que en un almuerzo del Consejo Interamericano de Comercio y Producción (Cicyp) coincidieron en una transición sin shocks, lejos de la verborragia electoral –corregida después por sus asesores– de Mauricio Macri que vaticinó una salida del cepo el 11 de diciembre. En ese marco, cuestionaron el desvío de dólares de la actividad al turismo o ahorro. El economista que asesora a Daniel Scioli, Miguel Bein, ironizó con la necesidad de traer turistas extranjeros para compensar el nivel de ventas actual.

La restricción sobre las importaciones que limita la actividad, sigue recopilando ejemplos: como el caso de una fabricante de motos en tierra bonaerense que con capacidad para armar 1.200 mensuales que sólo construye 200 porque no tiene dólares. “El Gobierno quiere activar la venta de electrodomésticos pero no hay dólares para insumos de línea blanca”, aseguró Miguel Ponce, consultor de comercio exterior y ex directivo de la CIRA, que aclaró que “no hay escándalo porque los desembolsos a estos sectores fueron bastante fluidos”.

Esta note fue publicada en la Edición Impresa del Diario Perfil.

El Gobierno abre cuentas en Hong Kong para evitar embargos de préstamos chinos

octubre 30, 2014

El Banco Central (BCRA) deberá abrir cuentas en Hong Kong para recibir el dinero de los préstamos chinos para las represas de Santa Cruz y el tren Belgrano Cargas a resguardo de los potenciales embargos de los fondos buitre. Así lo acordaron los presidentes de Argentina y China, Cristina Fernández y Xi Jinping, en una videoconferencia que mantuvieron en la noche del martes.

Los desembolsos chinos para las obras y el swap cambiario se dilatan por cuestiones burocráticas, indicaron distintas fuentes oficiales y del sector privado al tanto de las operaciones. Uno de los obstáculos es que el país asiático pidió generar una ingeniería financiera para evitar que el dinero pueda caer en manos de los holdouts que litigan contra Argentina. NML Capital pidió una acción de discovery contra China por su “alianza estratégica” con el país.

Por eso, ambos gobiernos acordaron que el Banco Central abrirá en las próximas semanas cuentas en las sedes que los bancos ICBC y Bank of China tienen en Hong Kong. Los chinos girarán el dinero desde Beinjing a ese polo financiero y allí quedará a disposición de la autoridad monetaria argentina.

Después del default técnico de los bonos Discount (al que hoy se sumará el de los bonos Par), las autoridades chinas ratificaron el desembolso de los créditos para las represas Néstor Kirchner y Jorge Cépernic de Santa Cruz y para el Belgrano Cargas. Las represas están a cargo de Electroingeniería y la china Gezhouba y fueron valuadas en u$s 4.700 millones, que aportarán bancos chinos con el ICBC a la cabeza. Para refaccionar el Belgrano cargas, obra a cargo del Ministerio de Interior y Transporte, China aportará u$s 2.100 millones, aunque cerca de la mitad se utilizará para comprar material rodante y no representará un ingreso de divisas. Sin embargo, los chinos endurecieron las condiciones para proteger sus activos.

Fuentes al tanto de la operación estiman que los primeros desembolsos ingresarán en noviembre, aunque distintos trámites y el pedido chino de salvaguardar el dinero podrían demorar más los giros y el consecuente inicio de las obras. En el caso de las represas, deberían ingresar unos u$s 500 millones.

Acelerar

La Presidenta pidió a su par chino acelerar los trámites para efectivizar esos desembolsos, que el Gobierno necesita no sólo para engrosar las reservas del Banco Central, sino también para darle un empujón a la alicaída actividad económica con la obra pública.

Cristina y Xi acordaron que entablarán una reunión bilateral en Brisbane, Australia, durante la cumbre de líderes del G-20, los próximos 15 y 16 de noviembre. “Estoy dispuesto a mantener una estrecha comunicación y contactos con usted, dándole la bienvenida para que visite China en el momento que considere apropiado y esperando encontrarnos nuevamente en la Cumbre del G20 de Brisbane en noviembre‘, dijo Xi, según la agencia oficial de noticias china Xinhua. La visita de la Presidenta a Beijing, prevista para esa fecha, sería pospuesta para enero o febrero próximos.

Cristina devolvió gentilezas: “Declaramos conjuntamente el establecimiento de la asociación estratégica integral China-Argentina, aprobamos el programa modernizado de las estaciones hidroeléctricas Néstor Kichner y Jorge Cepernic, así como el ferrocarril de carga Belgrano Cargas, y acordamos la participación de empresas chinas en la construcción de la planta de energía nuclear de Argentina”, dijo durante la videoconferencia, según Xinhua.

En paralelo, el Banco Central de Alejandro Vanoli buscará dar comienzo al swap cambiario con el Banco Popular chino antes de fin de año, según fuentes oficiales. Al asumir a su cargo, el nuevo presidente del Central se mostró sorprendido porque su antecesor, Juan Carlos Fábrega había dado por iniciado el swap. Vanoli viajó a la cumbre del Banco Mundial y el FMI, entre otras cosas, para acelerar la operación con su par chino, aseveraron fuentes al tanto de las gestiones. La intención oficial es que ingresen unos u$s 1.000 millones de aquí a diciembre para reforzar las reservas.