Posts Tagged ‘empresas’

“Siga, siga”: empresas prevén trabas a las importaciones para rato

octubre 1, 2015

01-10-2015 El secretario de Comercio, Augusto Costa, advirtió a cámaras empresarias que, de ganar las elecciones el FpV, continuará la administración del comercio

el caso de que el Frente para la Victoria gane las elecciones, se continuará con la política de administración del comercio.

Así lo confirmó el miércoles el secretario de Comercio, Augusto Costa, que se reunió con representantes de cámaras empresarias, de sectores importadores y exportadores.

También les solicitó a las empresas que antes del 19 de octubre presenten un formulariocon las proyecciones económicas para el próximo año, planes de inversión y estimaciones de niveles de empleo, según pudo saber el diario Ámbito Financiero.

El año pasado las compañías tuvieron que realizar un proceso similar, aunque con menos requisitos, para seguir obteniendo las Declaraciones Juradas Anticipadas de Importación(DJAI).

Todo esto pese a que en enero pasado la Organización Mundial del Comercio (OMC) falló en contra de esta herramienta por considerar que funcionaba como una traba a las importaciones, y se acordó con ese organismo que este mecanismo finalice el 31 de diciembre próximo.

Desde entonces, en el Gobierno se encuentran rediseñando esta herramienta para adaptarla a las normas del organismo multinacional. Costa explicó que ahora tendrá como objetivo fines estadísticos y de análisis del comercio exterior.

Pero en la reunión del miércoles muchos empresarios entendieron que, más allá de los cambios, las palabras de Costa anticipaban que éstos no iban a modificar en esencia el espíritu de las DJAI, advirtió el matutino.

Exigen más datos a las empresas importadoras

noviembre 19, 2014

Pide conocer a los accionistas, la cantidad de empleados y otros números

Por Francisco Jueguen  | LA NACION

“Indique el porcentaje de capital extranjero sobre el capital total de la empresa; la firma, ¿pertenece a un grupo empresario?; especifique la cantidad de empleados registrados desde 2011 y cuál será su evolución hasta 2015.”

En un contexto de escasez de dólares, trabas a las importaciones y de mayor presión sobre las compañías que operan con divisas, esos requerimientos son sólo un ejemplo de la amplia información que el Gobierno les está exigiendo a todos los operadores del comercio exterior que deseen importar o exportar durante el año próximo.

La Secretaría de Comercio, que conduce Augusto Costa, ya no sólo demanda las proyecciones anuales en dólares de exportaciones e importaciones, sino que ahora requiere prácticamente un ADN de las empresas del sector.

El formulario, llamado “Plan de inversión, empleo, producción y comercio exterior”, al que accedió LA NACION, y que se deberá entregar antes de fines de mes, reclama información a las compañías sobre ventas, financiación, proyectos de inversión y perfil de la compañía y de la plantilla laboral, entre otros detalles novedosos.

Las renovadas exigencias oficiales se dan en momentos en que aumenta la presión estatal sobre las empresas. Anteayer, el Gobierno anunció la creación de la Unidad de Seguimiento y Trazabilidad de las Operaciones de Comercio Exterior, que se encargará de denunciar las operaciones de subfacturaciones y sobrefacturaciones.

“Lo más notorio es que se pretende la identificación del nivel de vinculación que tiene la empresa”, afirmó Diego Pérez Santisteban, presidente de la Cámara de Importadores (CIRA).

En el sector estiman que los nuevos pedidos de información que reclama Comercio están en consonancia con las multas a Procter & Gamble, la sentencia favorable que la AFIP logró en la Justicia contra la multinacional exportadora que no liquidó sus divisas y la presión sobre las casas de cambio.

“Si pertenece a un grupo empresario deberá completar un plan de inversión con la información de cada empresa del grupo”, afirma como novedad la planilla oficial. Además, entre las nuevas demandas de información aparece la pregunta sobre el peso del capital extranjero en la empresa, la evolución de la plantilla laboral desde 2011 y su proyección a 2015, y si la empresa pertenece a un grupo empresario.

En la solapa en la que se exige un detalle de los proyectos de inversión de la empresa se requiere como novedad información sobre el “impacto de la inversión productiva”, en la que se demandan los metros cuadrados en los que se ampliaron las plantas y cuánto se incrementó la capacidad instalada en los últimos años. Estas preguntas no son casuales. La semana pasada el Gobierno decidió ampliar en US$ 96 millones hasta fin de año las divisas disponibles para las automotrices que hayan anunciado o ya estén implementando nuevos desembolsos.

Por último, la planilla agregó una nueva solapa llamada “RR.HH. e innovación” en la que se exige el número de locales industriales, la cantidad de empleados en la empresa de acuerdo con su tipo de educación y la de personas dedicadas a actividades de innovación e investigación y desarrollo.

Caso P&G, la punta del iceberg: hay 1.000 firmas en la mira de AFIP por sobrefacturar importaciones

noviembre 4, 2014

04-11-2014 La multinacional es el primer nombre que se hizo público. Sin embargo, el organismo que conduce Echegaray tiene a más empresas bajo la lupa por operaciones de comercio exterior ilícitas, con las que buscan hacerse de más dólares a precio oficial para girarlos al exterior

Martes 04 de Noviembre de 2014 11:10:00

Con el objetivo puesto en contener lasangría e incluso, incrementar lasreservas en poder del Banco Central, el Gobierno avanzó con una batería de medidas: activó el swap con China, aceleró la licitación de la red 4G y cerró un acuerdo con las cerealeras para que adelantaran laliquidación por exportaciones.

Este movimiento le permitirá al BCRA hacerse de más de u$s4.000 millones “extra” de cara al cierre del año, lo que le facilitaría el camino hasta llegar a un eventual arreglo con los holdouts, dado que se esperan menores tensionesen el plano cambiario.

De hecho, el retroceso en la cotización del blue, -producto de la “bicicleta” de ahorristas y de los mayores controles en la city- y las menores expectativas de devaluación dan una pauta de cómo los esfuerzos del Gobierno van rindiendo sus frutos.

Sin embargo, para la administración kirchnerista, pese a todas estas medidas, hay una grieta abierta por la cual se le estarían fugando cientos de millones de dólares: las importaciones.

Más precisamente, la sobrefacturación -por cierto, ilegal- aplicada a este tipo de operacionesa las que están apelando grandes empresas, con el consecuente impacto negativo en el nivel de reservas.

El caso de Procter & Gamble fue el primero que la AFIP dio a conocer con “nombre y apellido“. Sin embargo, no es el único que está bajo estudio.

Por el contrario, la denuncia en contra de la multinacional -que según el organismo de fiscalización, apeló a la sobrefacturación de importaciones por casi u$s140 millones– seríaapenas la “punta del iceberg” de una maniobra a gran escala que también involucra a otras firmas y ante las cuales está avanzando el organismo que conduce Ricardo Echegaray.

Fuente de la AFIP confirmaron a iProfesional que “no son ni 15 ni 50 las empresas que están bajo estudio. Estamos hablando de un universo de más de 1.000 compañías que habrían realizado maniobras fraudulentas como sobrefacturaciónde compras al exterior”. 

No sólo eso, desde la entidad confirmaron a este medio, que “además presentan inconsistencias en las Declaraciones Juradas de Importación y que habrían realizado subfacturación de exportaciones“.

Desde el organismo, destacaron queestán bajo la mira desde multinacionales hastafirmas locales” y que, en general, “todas mueven grandes cifras en materia de comercio exterior”.

Entre las firmas bajo estudio se encuentran productores de alimentos, fabricantes deelectrodomésticos y electrónica, textiles y terminales automotrices.

Si bien desde la AFIP prefirieron no precisar el monto involucrado, trascendió que las operaciones bajo sospecha realizadas este año por las firmas que ahora están bajo la mira, superan largamente los u$s9.000 millones.

En el marco de las deliberaciones del Consejo del Salario, a principios de septiembre, la propia Cristina Kirchner ya había puesto al sector automotor bajo la mira cuando lo denunció -en su cruzadaantiencanutamiento“- por compras al exterior que se habían declarado pero que no se habían concretado.

““Dejen de quejarse de que no tienen importaciones, porque hemos detectado algunas sorpresas. No nos sigamos pisando la manguera entre bomberos. Según el Banco Central hayimportaciones que no se hicieron pero las empresas sí se hicieron de u$s8.000 millonesentre 2012 y 2014””, denunció la mandataria.

Claves de una operación ilícita
Durante años, la maniobra más común fue la de “subfacturarcompras al exterior.

Es decir, fijar en los registros de Aduana un precio menor al real para así pagar menos aranceles e impuestos y poder obtener un mayor margen de rentabilidad al momento de comercializar el producto en el mercado interno.

Sin embargo, a partir de la aplicación del cepo y del surgimiento del dólar blue, y conforme crecieron las restricciones para hacerse de divisas por el canal formal -que les impidió a las firmas girar utilidades o pagar a proveedores-, se dio el fenómeno inverso, es decir, declarar operaciones de importación por un monto mayor al real.

Mediante este mecanismo, las compañías se hacen de un “plus” con el que, o cancelan compromisos financieros contraídos con casas matrices o bancos del exterior, o bien cubren deudas asumidas con las fábricas que los abastecen con materias primas o insumos.

En el caso de Procter & Gamble, la AFIP denunció que detectaron unas 2.600 operaciones irregulares por las cuales ingresaron máquinas de afeitar, shampoo y pañales a preciossobrefacturados, dado que la compañía incluyó en el valor declarado en Aduana regalías ygastos de publicidad y administración, algo que no está permitido.

Para el organismo de control, al “inflar” el precio de estos artículos -provenientes de Brasil, pero facturados a través de un trader ubicado en Suiza- la compañía “fugó divisas al exterior” de manera ilegal.

Si bien la empresa realizó su descargo y negó que haya realizado maniobras fraudulentas, el titular de la AFIP dejó en claro que el siguiente paso será recuperar esos dólares para engrosar las reservas.

“El objetivo principal es que P&G reintegre al BCRA las divisas fugadas y que pague las sanciones aduaneras”, declaró Echegaray.

El titular del organismo informó que se decidió suspender provisoriamente a la firmadel registro de operadores de comercio exterior, al tiempo que se le bloqueó la CUIT, lo que le impide gestionar dólares ante el Banco Central.

Intranquilidad entre importadores
Fuentes de la AFIP destacaron a iProfesional que, en el marco de esta investigación,“por el momento, Procter & Gamble es la única que fue suspendida del registro de operadores”.

Pero está claro que, con más de 1.000 empresas sospechadas de realizar maniobras ilícitas, en los próximos días habrá más novedades.

En el sector importador no ocultaron su preocupación. En este sentido, un referente de la actividad, que aceptó dialogar bajo estricto off the record, reconoció que “estamos mirando este caso con mucha inquietud”.

“Es probable que, ante la imposibilidad de girar divisas o al no poder contar con más dólares para el pago de importaciones, algunas empresas hayan recurrido a estas maniobras. Pero también es cierto que tememos que, detrás de esto, exista una cuestión política“.

“No hay que olvidarse que la primera compañía involucrada es de origen estadounidense, justamente, el país con el que el Gobierno está enfrentado por la crisis con los holdouts”, sostuvo el directivo consultado.

En tanto, el gerente de una cámara de electrónica, que también pidió reserva de identidad, al tratarse de un tema tan sensible, reconoció que “en el rubro tecnológico hay fuertes sospechas de que en los últimos meses se potenció la sobrefacturación debido, básicamente, a que se incrementaron las restricciones para contar con divisas“.

En efecto, a medida que se fueron deteriorando las reservas y ante las perspectivas de que las mismas podrían perforar el piso de los u$s20.000 millones para diciembre, el Banco Centraldejó de habilitar dólares a grandes compañías para el pago de compromisos en el exterior.

Se estima que, al día de hoy, la entidad que conduce Alejandro Vanoli dejó de entregar dólares para cubrir operaciones de importación por entre u$s5.500 y u$s6.000 millones.

De ese total, el 50% correspondería a compras realizadas por automotrices; un 25%, afabricantes de electrónica, en tanto que el resto se reparte entre empresas de retail, alimenticias y textiles, entre otros rubros.

A esta cifra habría que sumarle otros u$s500 millones que no pudieron girar las líneas aéreas, lo que motivó que algunas compañías decidieran limitar los servicios que ofrecen en la Argentina.

Paralelamente, el Gobierno también decidió “cuotificar” la entrega de dólares para cancelarcompromisos en el exterior. Además, los montos que se habilitan -aseguran desde cada rama de actividad- son muy inferiores a los que realmente necesitan para poder abastecerse conmaterias primas y componentes.

No sólo eso: el Gobierno también se mantuvo inflexible respecto del giro de utilidades a lascasas matrices. De hecho, desde el Ministerio de Economía les pidieron a las empresasradicadas en el país que fueran las centrales las que les ampliaran el “crédito” para poder seguir operando.

Para Gabriel Caamaño Gómez, economista del Estudio Ledesma, al fijar tantas limitaciones, lo que se terminan generando son muchos incentivos para realizar este tipo de maniobras.

“Hay empresas que buscan la forma de sacar más dólares de los que realmente les autorizan para poder cancelar deudas con sus proveedores o girar ganancias a sus países de origen”, sostuvo el experto.

En este marco, el señaló que “con las casas matrices, esto se logra ´inflando´ los precios de referencia”, es decir, el valor que se declara a un producto determinado ante la Aduana en aquellas operaciones que son realizadas dentro de la propia compañía. 

En el caso de los proveedores del exterior, “el importador en la Argentina también arregla un precio más elevado para así obtener un monto de dólares superior de parte del BCRA y enviarlo fuera del país. En cualquiera de los dos casos, la firma necesita un ´socio´ pararealizar estas maniobras”.

Fernando Baer, director de la consultora Bconomics, estimó que en 2013 fueron susceptibles de sobrefacturación importaciones por un monto cercano a los u$s12.000 millones. Y destacó que, este año, los incentivos para avanzar con estas operaciones ilícitas se profundizaron.

“Tras la devaluación de enero, la brecha no superaba el 30%. Pero luego, el gap se terminó ampliando y llegó a estar por encima del 70%, para ubicarse en la actualidad levemente arriba del 60%, que igualmente es un nivel muy elevado“, destacó el analista.

Según Baer, “cuando se tiene un bien escaso, como es el dólar al precio oficial, y la única forma de acceder a él es a través de las importaciones, pero en el medio hay trabas y perspectivas de una futura depreciación del peso, entonces crecen los incentivos para realizar estas maniobras”. 

En este contexto en el que el Gobierno busca cuidar reservas y reforzar la recaudación, P&G ha sido el primer nombre en hacerse público. Con mil casos bajo estudio, en los próximos díasaparecerán nuevos nombres que sacudirán la agenda empresaria. 

El Gobierno frena los reintegros a 10.000 grandes empresas por no ingresar dólares

junio 12, 2012

NATALIA DONATO Buenos Aires

 La AFIP mantiene suspendido el pago de unos u$s 300 millones correspondientes a reintegros a cerca de 10.000 exportadores que no ingresaron las divisas al país.
La reciente normativa que fijó nuevos plazos para liquidar las operaciones generó grandes perjuicios para los empresarios, muchos de los cuales aducen no llegar con los tiempos para poder ingresar el dinero al país, ya que en muchos casos esos dólares todavía no fueron cobrados.
Sin embargo, fuentes de la AFIP precisaron que esta medida corresponde a operaciones anteriores a la resolución 142 y sus correcciones, pero aseguraron que los nuevos plazos podrían acentuar el problema. “El grueso no está en este incumplimiento de plazos tan reciente”, explicaron.
El organismo comenzó con esta tarea en marzo, cuando frenó los primeros reintegros. Por lo que los u$s 297 millones demorados son el acumulado de los últimos tres meses.
El organismo que dirige Ricardo Echegaray precisó mediante un comunicado de prensa que mantiene frenado el pago de reintegros a empresas de los sectores cerealero, alimentación, químico y automotriz. Según las fuentes de AFIP, son todas empresas de primera línea.
“Los beneficios de las operaciones de comercio exterior son para los contribuyentes que cumplen con todas sus obligaciones fiscales, previsionales, aduaneras y de ingreso de divisas en el mercado único de cambio”, manifestó Echegaray, quien agregó que 9.758 firmas “no percibieron los reintegros aduaneros a la exportación” por no haber “cumplido con el ingreso, total o parcial, de las divisas por las operaciones que realizaron”.
Los datos surgen del cruce sistemático de datos que realizó la AFIP con las bases del Banco Central (BCRA), en las que se detectaron 107.696 destinos de exportación por un valor de u$s 4.400 millones que se encuentran reportadas sin el ingreso de las divisas correspondientes, según los informes de los bancos intervinientes en la operatoria de exportación.
“Entre las empresas que poseen mayores montos sin concluir en forma total o parcial la negociación de divisas, u$s 617 millones corresponden al rubro de cerealeras, u$s 34 millones a las automotrices, u$s 365 millones al sector de la alimentación y u$s 369 millones a la industria química”, expresa la información oficial.
El comunicado aclara también que la suspensión del pago de los reintegros aduaneros se dispuso respecto de todo exportador que mantenga permisos de embarques que se encuentran informados por el BCRA en situación de “incumplido reportado” o “vencido sin cumplido reportado”, que son los términos que establece la entidad monetaria para identificar operaciones incumplidas.

 
Fuente: el cronista